GESTION Y CONTROL ACADEMICO EN LINEA
INSTITUCION EDUCATIVA EL HATO
PESCA - BOYACA
Texto de búsqueda:
Pagina de Inicio




Habilidades para gestionar tu tiempo y tus tareas

Aunque la formación básica en esta labor tan ambiciosa debería partir de la escuela, desde la primera entrada por la puerta, lo cierto es que, como decimos, se trata de una serie de habilidades  de adquisición compleja y muy personalizada: tanto que, por muchos esfuerzos que otras personas hagan por ayudarte, quien mejor puede "enseñarse" a gestionar el tiempo es, ni más ni menos, TÚ.

Cada persona es diferente: cada cual tiene su umbral de concentración, su capacidad de esfuerzo (que se aprende, sí, pero con la práctica...tras años y años de práctica), sus condiciones de vida peculariares (tiempo disponible de descanso y recuperación, por ejemplo) y otras particularidades, como la memoria de cada cual o los gustos, que pueden influir mucho en la capacidad de dedicación a unas tareas y a otras. Por eso, la primera cosa que debes hacer es conocerte: poniendo en práctica técnicas más o menos standard y personalizándolas, adaptándolas, según te funcionen, mejorándolas y ajustándolas a ti. Lo cierto es que una gestión eficaz de las tareas te asegurará, por ejemplo, más tiempo libre y menor estrés.

Paso 1: observamos nuestras circunstancias.
Vamos a registrar cuánto tiempo tenemos (siempre estimando los máximos) para llevar a cabo las tareas, qué tiempo requieren otras ocupaciones y nuestro ocio, qué tareas rutinarias hay y qué entorno tenemos: ¿hay silencio, buena luz, demasiadas distracciones...? Detecta los problemas y piensa en soluciones
 
Paso 2:  Elaboramos una serie de tareas rutinarias, y estimamos otras imprevistas. En esta estimación tenemos que calcular cuánto tiempo máximo vamos a ceder. 
Analizamos objetivos: por ejemplo, de esta semana, del trimestre, del curso académico. Te recomiendo empezar por el objetivo más grande (por ejemplo, acabar el bachillerato) e ir desglosándolo en objetivos más y más inmediatos. Diariamente, también, debes fijar objetivos: un buen objetivo es acabar tus tareas en tiempo y plazo.
 
Paso 3: Piensa "premios".
Imagínate que, en un mes, todos los días, o casi todos, has cumplido tus objetivos. ¿Qué te motivaría a seguir cumpliéndolos? UN REFUERZO  a esa conducta positiva, desde luego, que te ayudará a fijar el hábito.
 
Paso 4: no basta con hacer una check-list infinita cada día para ir dejando "para mañana" las tareas que no puedas cumplir.
Una buena lista de tareas es una lista de tareas con todas ellas tachadas: para ello, tienes que aprender a fijar de forma realista tus tareas y priorizarlas. Si calculas tareas sin tener en cuenta el límite de tiempo del que dispones, empezarás a acumular trabajo: eso implica menos tiempo libre y más estrés. 
 
Ejemplo: Hoy has tenido clase de Inglés (vuelves a tenerla dentro de 2 días), de Matemáticas (mañana revisará las actividades que mandó para casa) y de Lengua y Literatura (la tendrás, también, mañana). En inglés tienes una actividad cuya resolución, estimas, te lleva más tiempo que el resto. La prioridad sería 3. La actividad de Matemáticas es la que más tiempo podría llevarte, según tus cálculos y, además, mañana hay que entregarla: prioridad 1, y prioridad 2 para Lengua y Literatura. Incluso, si calculases que mañana tienes una jornada lectiva más ligera, podrías dedicar más tiempo y dedicación a las prioridades 1 y 2, y dedicarle más mimo, en otro momento, a Inglés. Pero quizás no: quizás te guste dejar atadas tus tareas en el día. Bien, ambas opciones serían correctas, pero tienes que estimar la conveniencia tú mismo/a de la distribución y planificación que hagas. 
 
Paso 5: Apaga el móvil y cierra el Facebook.
Está lleno de ladrones y ladronas de tiempo acechando y queriendo sacarte de casa fuera de hora: no cedas. Has dejado tiempo libre para el ocio, ¿no? Pues eso. Atente a tus planes.
 
Paso 6: Asumir que, hacerlo bien, no es hacerlo "rápido"
Las cosas llevan el tiempo que llevan...no es "mejor" hacer 3 actividades mediocres que hacer 2 bien hechas en el mismo tiempo de referencia; salvo para salir del paso, claro.
Estar más horas TAMPOCO es hacerlo mejor. Haz lo que tengas que hacer en el tiempo justo y necesario: no te pongas tiempo de más (porque perderás tiempo) ni de menos  (porque lo harás mal, o no lo harás)
 
Paso 7: haz una sola cosa de cada vez, y olvida la multitarea.
Céntrate en una tarea, luego en otra y luego en otra. No saltes e intenta dotar de coherencia a tu jornada de estudio. Toma descansos breves periódicamente (cada 30min por ejemplo).


[Volver]
   Fin Articulos Recientes
 
 Aula Virtual   
 
Aula Virtual
Aula Virtual
cod institucion.: hzvkze     Tutorial

 Contenidos Digitales   
 

 Manual Convivencia   
 

 Bibliotecas   

 Navegadores   
 

SISTEMA INTEGRAL DE INFORMACION PARA EL REGISTRO Y CONTROL DE VALORACION ACADEMICA
www.controlacademico.com   -  email: info@controlacademico.com

fecha: - 2017-12-17 18:10:54
Ideas Con Futuro © Copyright 2017 All Right Reserved